Últimamente se ha puesto de moda un tipo de piscinas diferentes. Las llamadas piscinas naturales o mejor dicho, piscinas artificiales simulando una piscina natural. Vais a ver preciosa obras de arquitectura natural, donde se respira naturaleza por los cuatro costados.

Sé que muchos al leer y sobre todo al ver este post me odiaréis, pero yo he sentido lo mismo cuando estaba eligiendo las fotos. Ahora cuando el calor más aprieta vienes y nos traes este tipo de piscinas, pero sino ¿de qué voy a hablaros?

Las piscinas naturales se han extendido por todos lados, aunque no son obras permitidas a todos los bolsillos. Este tipo de construcciones son algo más que una piscinas, porque recrean un ecosistema junto a ella que hace que tu imaginación te lleve mucho más lejos.

Una piscina natural es un sistema que consta de un cuerpo construido de agua, donde el agua está contenida por una membrana o membranas de aislamiento, el que no se utilizan ningún tipo de productos químicos o dispositivos para desinfectar o esterilizar el agua. Todo aclarado y proceso de purificación del agua es logrado a través de filtros y plantas enraizadas (hidroponía) en el sistema biológico. Las piscinas naturales proporcionan agua cristalina sin el empleo de productos químicos. Este tipo de piscinas crean la sensación incomparable de nadar en agua natural.

Al final de las fotografías os dejo un tutorial para que veáis cómo se construyen este tipo de piscinas ecológicas y si os animáis a hacerla ¡comentádnoslo

piscina-natural04

piscina-natural02

piscina-natural01

piscina-natural05

piscina-natural06

piscina-natural07 piscina-natural08

piscinas naturales